Izal: "Nuestro camino va a seguir por la orfebrería musical y ser unos frikis de la música"

Desde que en septiembre de 2015 publicaran su tercer disco, 'Copacabana', los madrileños Izal no han parado de crecer y dar conciertos cada vez ante audiencias más numerosas, convirtiéndose, además, en reclamo para los principales festivales de la escena independiente patria.

Después de haber hecho recientemente una incursión en territorio europeo, Izal se centran ahora en preparar convenientemente los últimos ocho conciertos de su gira, que servirán además como despedida de España durante una buena temporada en la que se centrarán en México y en componer un nuevo álbum.

"Para estos ocho conciertos vamos a preparar algunas cositas nuevas para que la gente que nos ha visto antes, tenga detalles diferentes a todos los niveles.Estamos en el proceso de planificación de ensayos", adelanta a Mercadeo Pop el vocalista y guitarrista del grupo, Mikel Izal.

Estos conciertos de 'despedida temporal' tendrán lugar en Barcelona (14 de enero, Sant Jordi Club), Valencia (21 de enero, Pabellón Municipal Fuente de San Luis), Granada (28 de enero, Palacio Municipal de Deportes) y Barakaldo (3 de febrero, BEC, Sala Ansio).

Las últimas citas por ahora de Izal en España serán en Valladolid (4 de febrero, Pabellón Pisuerga), A Coruña (11 de febrero, Coliseum), Zaragoza (18 de febrero, Sala Multiusos del Auditorio) y Madrid (25 de febrero en como fin de fiesta en el WiZink Center).



Aunque evidentemente todos los conciertos son importantes para el grupo, Mikel admite que el del 25 de febrero en el antiguo Palacio de los Deportes de Madrid es especial, por lo que quieren que sea "una fiesta total". "Nuestros conciertos son una fiesta porque el público así lo hace", apostilla sobre esta cita, para la que quedan poquísimas entradas.

Tras ese recital madrileño, Izal se despedirán de España "hasta 2018" e intentarán enfocarse en México, donde actuarán en el festival Vive Latino: "Ir a enseeñar tu trabajo ante un montón de mexicanos que la mayor parte no te conocen es muy emocionante. Es la vuelta a los orígenes para convencer a un público que no está en abolusto convencido".

La banda madrileña volverá así por tercera vez a México para tratar de conseguir allí lo que ya tienen en España, convertidos en una de las grandes revelaciones de las últimas temporadas, como admite Mikel al apuntar que "es el público el que ha decidido que tengamos éxito".

"El público ha decidido que todo esto ocurra. En el nuevo paradigma musical que vivimos los grandes medios no mandan como antes, la gente tiene ahora más libertad para elegir lo que escucha y no se limita solo a lo que suena en televisiones y radiofórmulas", reflexiona.

A este respecto, Mikel destaca que, a su juicio, "los medios generalistas también se están abriendo a esos grupos" que, como ellos, vienen "del boca a boca digital, de las redes sociales, de Youtube y Spotify". "Y estamos eternamente agradecidos", remacha.

En todo de broma, Mikel admite que cuando el grupo comenzó su andadura allá por 2010, nunca se plantearon obtener su actual poder de convocatoria: "Las conversaciones que recuerdo no iban dirigidas a ver cuando llenamos el Palacio, sino a cuando podríamos meter 150 personas en una sala y salir a tocar todos los fines de semana a dos ciudades fuera de Madrid".

"Con eso ya nos daba el cálculo para vivir como mileuristas de la música", prosigue con orgullosa humildad, para luego remarcar que "ese era el reto y el objetivo absoluto hace cinco o seis años". "Quizás alguna broma sobre llenar pabellones pudiera salir en el coche de vez en cuando, pero era totalmente humorístico", confiesa.



Foto de Javier Rosa

Junto a la aceptación popular, buena parte de la 'culpa' del éxito de Izal la tiene su disco 'Copacabana', al que Mikel se refiere como "el más redondo y completo a nivel compositivo, de trabajo, de ensayo, de local y de grabación". Y asegura que ahora se sienten "músicos más formados, más unidos".

"Copacabana tiene muchos detalles para muchas escuchas y que se acoja así un disco de ese tipo y se consolide, es para nosotros muy esperanzador porque nuestro camino va a seguir por ahí, por la orfebrería musical y disfrutar de los arreglos y de ser unos frikis de la música", explica.

Sobre su siguiente disco, Mikel adelanta que van a "empezar pronto el trabajo de local", puesto que ya tienen "muchos temas compuestos" que les "encantan". "Estamos muy contentos con el material nuevo. Ahora hay que meterse en el local de ensayo a dejar los temas listos, a darles vueltas y luego al estudio a grabar. No sabemos si antes de 2017 estará listo o será en 2018. Cuando esté el disco que queremos, verá la luz", avanza.

ENTREVISTA PUBLICADA ORIGINALMENTE POR David Gallardo EN EUROPA PRESS.

Comentarios