Escucha el robusto nuevo disco de Bunbury: 'Expectativas'

Desde las doce de esta medianoche Bunbury está oficialmente de vuelta con Expectativas, el noveno disco de una trayectoria solista que acumula ya veinte años de inquieto tránsito.

Expectativas es la continuación de aquel Palosanto de 2013 en el que Enrique manifestaba su esperanza ante la posibilidad de un cambio y una revolución que se han quedado en prácticamente nada.

Con ese tono de chasco arranca el álbum con todo el poderío arrollador de La ceremonia de la confusión, a la que siguen La actitud correcta, Cuna de Caín, En bandeja de plata, Parecemos tontos, Lugares comunes frases hechas, Bartleby, Mi libertad, La constante y la esplendorosa Supongo.

Un viaje a través de once nuevos temas que empieza en el desengaño absoluto ante este mundo en el que nos ha tocado jugar, pero termina encontrando ciertas grietas de luminosidad y esperanza. "Nada lo sé de cierto, todo lo sé de supongo".

Expectativas, un álbum de rock robusto que suena absolutamente contemporáneo gracias a la pe…

Def Con Dos: "El problema no son las redes sociales, sino ese concepto según el cual hay que tener miedo a hablar"

Poco más de un mes después de que el Tribunal Supremo condenara a César Strawberry a un año de cárcel por seis tuits en los que ironizaba sobre el terrorismo, Def Con Dos regresaron oficialmente en marzo con un nuevo disco muy elocuentemente titulado #Trending_distopic (editado por Rock Estatal Records). Y presentándolo están ya en la carretera desde entonces.

"Es un disco ligado a la rabiosa actualidad de los últimos dos años, claro", explica a Mercadeo Pop el líder del grupo, César Montaña Lehmann (Madrid, 1964), artísticamente conocido César Strawberry, quien recuerda que la sentencia del Supremo llegó tras ser previamente absuelto por la Audiencia Nacional.

Y no pierde su proverbial ironía Strawberry al aclarar que el lanzamiento no se ha "sincronizado con la agenda judicial", ya que los trabajos para la elaboración de este nuevo álbum empezaron hace "más de un año", en mitad de su proceso judicial, cuando "las canciones empezaron a salir".

"Me mola que dé la sensación de que estamos coordinados con el Tribunal Supremo porque parece que tenemos grandes contactos en las más altas esferas, pero es simplemente una coincidencia", señala, para acto seguido admitir que "todo lo que sea actualidad informativa" sobre la "persecución" que padece les "beneficia porque genera una atención mediática" que el grupo "no tendría de otro modo".

A este respecto, destaca que Def Con Dos ha "intentado darle la vuelta a una situación asquerosa, muy incómoda y desagradable", en la que él "personalmente" lo ha "pasado fatal". "No hemos querido asumir el papel de mártires. Esto es jodido pero vamos a darle la vuelta a la tortilla. ¿Queréis callarnos? Pues vamos a hacer todo lo contrario", plantea.

"Gestionar emocionalmente toda esta historia es complicado", recalca Strawberry al tiempo que cita uno de sus nuevos estribillos, que dice "que tú nos persigas, mola". Y en este punto, apostilla que cuando decidieron hacer un disco pensaron que "la mejor respuesta" a toda la situación era que "fuera como los de siempre, valiente y sin pelos en la lengua".

"Esto afecta mogollón, te acojona mucho, es la política del miedo. Puedo aseguraros que da mucho miedo que te amenacen con llevarte a la cárcel unos cuantos años. Eso te coacciona a la hora de crear, pues tu labor queda sometida a ese miedo. El reto ha sido sortear ese miedo para poder seguir haciendo canciones muy Def", plantea.


Para el madrileño, en definitiva, "la mejor respuesta a todo lo que ha pasado es un posicionamiento artístico como el que el grupo ha hecho en este disco", con el que todos los integrantes de Def Con Dos están "muy contentos" por ser una obra que "justifica los 28 años de trayectoria de un grupo que ya traspasa los límites de la veteranía para pasar a la tercera edad".

Claramente orgulloso con #Trending_distopic, Strawberry asegura que "toda esta persecución" les ha servido para espabilar, a lo que hay que unir un cambio de sello discográfico, así como los nuevos fichajes del guitarrista Alberto Marín y los vocalistas Sagan Ummo y Samuel Barranco para flanquear al líder del combo. El bajista J. Al Ándalus y el batería Kiki Tornado completan la formación actual.

"Después de 28 años pierdes un poco el norte a veces. Justo cuando empecé a componer con J. Al Ándalus es cuando entra Samuel, que ha sido la apuesta de renovación del grupo junto a Sagan. Los nuevos te dan una visión de fuera que tú no tienes. si no haces eso, caes en el grupo clásico que hace lo de siempre y al que la gente le gusta ver envejecer", apunta. "

Para redondear el álbum, Def Con Dos ha contado con colaboraciones de amigos como Tote King, Juan de Soziedad Alkoholika, Jimmy Barnatán, Zoo, Bulbul y Sherpa (para la propicia versión de Resistiré de Barón Rojo). "Somos un poco como La Liga de los Hombres Extraordinarios", destaca Strawberry con sorna sobre el estado actual de la banda, bien rodeada para la ocasión en un álbum grabado, mezclado y producido por el propio J. Al Ándalus (Jesús Arispont).

Con el disco ya en la calle, es momento de presentarlo en sociedad tan profusamente como sea posible. Y las perspectivas son "buenas", según adelanta Strawberry, quien ironiza al afirmar que "es impagable la campaña publicitaria que ha hecho a Def Con Dos el exministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, al frente de su policía política del Ministerio".

"Es una campaña que difícilmente puede pagarse un grupo o un sello", apostilla, al tiempo que explica que ahora han conseguido la atención de gente que antes no les escuchaba, además de haber recuperado a otros que hacía tiempo que no les hacían caso pero "han vuelto". "Al mismo tiempo, el publico joven se engancha a la historia", remacha.

Además, añade que hay "muchos ayuntamientos a los que, escandalizados un poco por todas estas persecuciones que está habiendo, les apetece contratarte porque es una manera de desafiar al sistema represivo que se está instaurando desde el poder". "Tenemos todo el año prácticamente lleno", subraya Strawberry, quien avanza que harán tanto conciertos propios en salas como festivales.

Y aún ahonda en la cuestión, convencido de darle esa comentada vuelta a la situación: "Cualquier intento represivo contra nuestros directos también es beneficioso para el grupo. Cuando intentan reprimirte, la gente apoya y manifiesta su contrariedad. Estas persecuciones tienen ese otro lado, que es el que nosotros intentamos aprovechar sin ningún complejo para resarcirnos del daño que nos han hecho".



El músico apostilla en este punto que su situación le ha llevado a convertirse en un "activista", por lo que ahora hace "casí más bolos para hablar de la libertad de expresión que para dar conciertos". Y no lo dice con pesar, sino convencido de que es su obligación, pues "hay que defender con uñas y dientes lo poquito que teníamos de libertad, o se convierte esto en el neofranquismo más cutre y casposo".

"El problema no son las redes sociales, sino ese concepto según el cual hay que tener miedo a hablar. Eso es propio del entorno social de una dictadura, no de una democracia. La injerencia política está siendo tremenda, se han hecho cosas que son una atrocidad para el concepto de democracia y la libertad de expresión. Hay una maniobra política de amedrentamiento de la opinión pública", concluye.

ENTREVISTA PUBLICADA ORIGINALMENTE POR David Gallardo EN EUROPA PRESS.

Comentarios