Ticketmaster cierra Seatwave y abrirá un sitio de "intercambio" de entradas

Ticketmaster anuncia este lunes a bombo y platillo que cierra su plataforma de reventa Seatwave. Y lo hace recalcando, en el caso de Ticketmaster España, que se trata de una "gran noticia". Alcemos las cejas todos juntos.

Además, es que se trata de una noticia que tiene continuación, pues según la multinacional, la multinacional próximamente lanzará "una plataforma de intercambio entre fans para comprar o vender las entradas que no puedas utilizar al precio original (o menor)".

Bueno, pues nada, resulta que los amos del calabozo monopolístico han visto la luz. Cierran la web de reventa con peor prensa del planeta y abren otra en la que la palabra intercambio parece ser la clave de nuestra felicidad. Se hace difícil dar el beneficio de la duda en este caso, pero es lo que toca.

Pero que no se nos olvide algo: Todo esto es una pantomima fulera porque, al mismo tiempo, Ticketmaster sigue especulando con precios en origen e inventando, junto al gigante Live Nation con el …

SFDK: "Vamos hacia el caos"



Con una andadura que ronda ya los 25 años, SFDK son uno de los nombres esenciales del hip hop español, que recibe siempre con expectación cada uno de sus lanzamientos, como ocurrió en marzo con Redención, el octavo disco del dúo sevillano integrado por Zatu (MC) y Acción Sánchez (DJ), que este sábado 5 de mayo llegan a La Riviera madrileña para la pertinente presentación -consulta en su web todas las fechas-.

"Yo diría que este es el último que hacemos en formato disco", apunta a Mercadeo Pop Zatu (Saturnino Rey, Sevilla, 1974), quien añade que han terminado "cansados del concepto de álbum, de reunir canciones y cumplir unas fechas". "De lo que no nos cansamos es de hacer canciones suelas, eso lo haremos siempre porque, además, lo hemos pasado muy bien en el estudio trabajando los dos solos".

Asiente Acción Sánchez (Óscar Sánchez, Sevilla, 1977), al tiempo que explica que han ido "aprendiendo a hacer canciones con los años" casi sin darse cuenta: "Yo lo veo como si mi mente se abriera y me digo 'aquí hay un montón de detalles que antes no veíamos'. Y los temas salen mucho mejor. Antes tampoco teníamos los medios de ahora. Todo lo da la experiencia, eso es aprender sin darte cuenta con la práctica".

Redención se abre con un tema autobiográfico titulado Años muertos que sirve para situar en el espacio y en el tiempo a SFDK en su momento actual de madurez, y en el que Zatu no se muerde la lengua en absoluto, repasando la historia reciente del grupo sin olvidarse de los malos momentos. "Es también un mensaje a la gente que empieza, cuidad las movidas, poned las cosas en orden porque por algún lado os la dan", resume el MC.

A partir de ahí, fusión de estilos con bases que van desde el rock hasta el flamenco y una nómina de colaboradores que incluye a Raimundo Amador, Andreas Lutz de O'funk'illo, Beret, Javi Marisano, Joselito Acedo, Roman Groove, Javi Trumpet, Gualberto García, Baghira y aún algunos más además de violinistas, pianistas y coristas.

Mucha variedad para, en última instancia, plasmar la esencia de su personalidad, más aún en temas como La amalgama, con Rubio de Pruna, donde Zatu defiende su acento andaluz contra viento y marea. "Siempre me he sentido muy andaluz, pero no por ser mejor o peor que nadie, sino porque me gusta que seamos distintos", plantea.



"EL HIP HOP ES LA TELEVISIÓN DEL BARRIO"

Y aún prosigue: "Me gusta que hablemos y comamos diferente, todo eso es riqueza. Pasa igual con la música, me gusta escuchar que cada uno en su país, en su ciudad o en su barrio sea como es y me cuente sus historias. Porque así empezó esto, sin querer ser todos iguales, es un intercambio cultural. El hip hop es la televisión del barrio".

La pareja insiste en recalcar que las 17 canciones de Redención son fruto de su trabajo conjunto y en solitario -al margen de las colaboraciones- en el estudio. Lo explica Acción Sánchez: "Él ha escrito mucho en el estudio en este disco. Yo llevaba una carpeta con muchas instrumentales... demasiadas, de hecho, y allí íbamos trabajando en las ideas. En este disco la clave ha sido el estudio, algo que ya empezamos a hacer en Sin miedo a vivir -su anterior disco, de 2014-, pero que hemos perfeccionado ahora".

De ese proceso de composición en permanente perfeccionamiento saca Acción Sánchez bastantes conclusiones. Como por ejemplo, que "al final los temas no dejan de ser sensaciones". "Tú sabes si está guay, sabes si hay petróleo. Otras veces es al revés, lo preparas en casa y al llegar al estudio compruebas que no era para tanto", destaca, para luego asegurar con media sonrisa que él en el estudio es "bastante chungo" por su obsesión con la música, aunque está aprendiendo a controlarse.

Tercia en este punto Zatu para concretar que ese ensayo y error al que se refiere su colega se debe a que los raperos son "todos autodidactas", ya que cuando comenzaron en los noventa "no había productores de rap". Y añade: "Había gente que tenía alguna idea buena para hacer música pero no para guiar a un rapero en la producción".

Prosigue el vocalista entre risas asegurando que a estas alturas de su carrera, se han dado cuenta de que cuando Acción Sánchez "cambia algo" en una canción y todos los que están en el estudio lo escuchan es cuando dicen a la vez "ahora sí mola". "Veo cosas, no sé explicarlo, de verdad", remata el DJ ante las palabras de su compañero.

Ya entrados ambos en la cuarentena, coinciden al asegurar que no siguen modas, porque no tienen edad para ponerse a "correr detrás de las tendencias", según Zatu. En cualquier caso, agrega Acción que sí que "puedes aprender de ellas, quedarte con algo y llevarlo a tu terreno", al tiempo que asegura que podrían "hacer un disco de reggaetón" si quisieran. Pero no quieren.

Algo tiene que decir Zatu sobre esto último: "Lo único que me revuelve es que al final para triunfar hay que hacer canciones a la mujer en plan 'me dejas o te dejo'. Entiendo que los chavales hablen de eso porque es lo que más directamente les llega, pero estamos haciendo rap, hermano, y ese tema puede ser al principio pero luego cuando pasan los años no. Al final eso es basarse en el pop como temática por lo romántico, no como sonido, lo romántico".



REDES SOCIALES Y LIBERTAD DE EXPRESIÓN

Con 127.000 seguidores en Twitter, otros 126.000 en Facebook y 135.000 en Istagram, reconoce la pareja la importancia de las redes sociales, a pesar de lo cual, con su habitual espíritu crítico, se pregunta Zatu "qué se arregla" en ellas. "No lo tengo muy claro. Si hay algo que hacer hay que ir y hacerlo. No creo que se arregle nada en internet", recalca.

Ahondando en el asunto, termina el MC reflexionando sobre la libertad de expresión, afirmando que "la gente puede decir lo que le dé la gana". Eso sí, tiene que apostillar: "Yo nunca diría las cosas como Valtonyc. Con eso de amenazar a la gente, algo te va a pasar. Meter en la cárcel a alguien por decir cosas es una puta locura, pero es normal que alguien te pueda denunciar. O que venga otro y te pegue un buen tortazo".

"Lo más normal que siempre ha pasado en el rap es que digas cosas y si te equivocas pues viene otro y te la pega. Pero la cárcel, loco, a nadie por lo que pueda decir. Eso directamente no pueda ser. Y no es solo lo de este chaval Valtonyc, es todo lo que nos están dejando ver, un caso detrás de otro. Va la cosa acelerada, que si obras de arte, que si libros... Pero por decir, hay que decir todo", destaca.

En la misma línea van las reflexiones de Acción Sánchez, quien apunta que "está la cosa muy cogida con pinzas" y eso provoca que la gente dice las cosas "asustada porque no sabes quien se va a ofender". "Es algo impresionante pensar que se va a enfadar tal o cual colectivo o que te puedan meter en la cárcel. Siempre me ha gustado la libertad con respeto. Yo estoy en contra de los toros pero no deseo que se mueran ni el torero ni tampoco el toro", zanja.

"¿Alguien que me siga puede dudar de cuál es mi postura? ¿Tengo yo que decir nada?", pregunta Zatu sobre esa necesidad de opinión constante que se vive en las redes sociales, antes de advertir de que "vamos hacia el caos, tendrá que pasar una movida realmente gorda, peor de las que ya están pasando". "Están empezando a pasar", remacha su compañero.

ENTREVISTA PUBLICADA ORIGINALMENTE POR David Gallardo en EUROPA PRESS

Comentarios